Este ingrediente usado una vez al mes hará que las raíces y las flores de tus plantas sean más fuertes y saludables. De eso se trata. 

Conseguir plantas sanas que florezcan todo el año es un deseo de muchos jardineros aficionados y entusiastas de las plantas . Afortunadamente, existen varias técnicas y remedios naturales para ayudar a las plantas a alcanzar su máximo potencial. Uno de esos remedios naturales es el jugo de zanahoria . En este artículo, exploraremos cómo usar el jugo de zanahoria para cultivar flores y plantar raíces durante todo el año , especialmente cuando se trata de orquídeas .

Exuberantes raíces y flores con este ingrediente.

Para crear nuestro abono natural necesitamos un único ingrediente , y los pasos son realmente sencillos y rápidos . Necesitaremos una zanahoria pequeña de unos 30 g , que cortaremos en trozos y luego la pondremos en una batidora con un litro de agua .

Después de mezclar todo, filtramos el jugo obtenido en un vaso por un colador y lo vertemos en una palangana , añadiendo otro litro de agua . Nuestro fertilizante de zanahoria está listo: ¿cómo lo usamos? En al menos 3 formas .

Zanahorias

El primer método para usar jugo de zanahoria es empapar un algodón en el vaso de jugo de zanahoria y luego pasarlo por las hojas de la planta, incluida la parte posterior . Este remedio ayuda a mantener alejados a los insectos y abre los estomas de la planta.

Las orquídeas , en concreto, se alimentan a través de sus hojas , por lo que utilizar este jugo de zanahoria también puede ayudar al metabolismo de la propia planta. Repetimos el proceso una o dos veces al mes.

2 formas más de usar fertilizante de zanahoria

El segundo método de uso es usar jugo de zanahoria para regar la planta. El jugo de zanahoria es una fuente de nutrientes para las orquídeas, incluyendo vitaminas y minerales como el betacaroteno , potasio , magnesio y fósforo .

Además, el jugo de zanahoria es ácido , lo que ayuda a regular el pH del suelo en el que se encuentra la planta en la maceta y mejora la capacidad de la orquídea para absorber nutrientes .

Cuando rieguemos , nos aseguramos de tener una palangana debajo de la maceta para que el agua de zanahoria que se escape se acumule en la palangana. En ese momento, podemos dejar la plántula en remojo durante unos veinte minutos. Podemos repetir este tratamiento una o dos veces al mes.

Jugo de zanahoria

El último método, pero no menos importante, es el que consiste en verter el jugo de zanahoria en un recipiente con un difusor de spray y rociarlo sobre las hojas y raíces de la planta. Rociamos abundantemente el jugo de zanahoria , también en el envés de las hojas.

Sin embargo, debemos tener cuidado de no hidratar demasiado la planta con este jugo de zanahoria, ya que podría obstruir las vías que utiliza la planta para absorber agua . Además, es importante recordar no regar las flores , ya que se caerán .

Porque la zanahoria es tan efectiva en raíces y flores

Pero, ¿por qué funciona tan bien este remedio natural ? El jugo de zanahoria es un fertilizante natural rico en nutrientes esenciales para las plantas. Las orquídeas en particular se benefician mucho del jugo de zanahoria debido a su contenido de potasio , fósforo y calcio , que ayudan a fortalecer las raíces y estimular el crecimiento .

Además, las zanahorias también son una fuente de ácido fólico , que es importante para la producción de clorofila , que favorece la fotosíntesis . Al aplicar jugo de zanahoria como fertilizante para las plantas en general, se puede aumentar su resistencia a enfermedades y plagas , asegurando un crecimiento sano y vigoroso.